Según el informe de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) el número de tumores diagnosticados en nuestro país en el año 2019 alcanzó la cifra de 277.234. La cifra supone un aumento en la incidencia del 12% en los últimos cinco años. 

Cuando comparamos los datos por sexo, el incremento en mujeres se acerca al 18%, mientras que en hombres ha sido de un 8%. El aumento de la incidencia de la enfermedad en mujeres es realmente alarmante, sólo el cáncer de mama, supone 32.953 casos de la cifra total.

Los expertos aseguran que en 2020 posiblemente rocemos la cifra de 300.000 casos, barrera que sobrepasaremos, sin duda, en el año 2025. Tras exhaustivos estudios científicos todo parece indicar que, si seguimos con esta tendencia, el número de casos en el año 2040 se habrá incrementado en un 40% y se superarán los 370.000 casos.

Juntas contra el cáncer de mama

Desde Clínica Marest queremos luchar junto a nuestras guerreras en esta batalla sin tregua. Durante nuestro octubre rosa, donaremos 2€ de cada tratamiento realizado en nuestra clínica a las asociaciones Sandra Ibarra y Pulseras Rosas.

Estos fondos servirán para abrir nuevas vías de investigación contra el cáncer, así como para crear un vínculo de concienciación social entre todas y ayudar a estas guerreras a enfrentarse a la enfermedad, porque unidas somos más fuertes. 

“Levántate, suspira, sonríe y sigue adelante”

Vuestra lucha es nuestra lucha 

En Clínica Marest Sevilla queremos concienciar a todas las mujeres de la importancia de someterse a revisiones periódicas e inspeccionarse el pecho personalmente con frecuencia para una posible detección precoz del cáncer de mama. A continuación os explicamos detalladamente como realizar un autoexamen mamario: 

El mejor momento para hacerse un autoexamen de las mamas es más o menos de 3 a 5 días después del comienzo del periodo. Las mamas no están tan sensibles o con protuberancias en ese tiempo del ciclo menstrual. Si hemos llegado o pasado la menopausia, el examen debe realizarse todos los meses el mismo día.

  1. Frente al espejo observa el contorno y el tamaño de tus senos, buscando alguna anomalía.
  2. Acuéstate, coloca una mano detrás de tu cabeza y presiona ligeramente tu seno con los dedos del medio de la otra mano, haciendo pequeños movimientos en círculo hasta llegar al pezón.
  3. Presiona suavemente el pezón para asegurar que no haya secreción, también revisa que no esté hundido.
  4. Palpa tu axila para detectar cualquier posible anomalía y repite los mismos pasos con el otro seno.

“La detección temprana salva vidas, tócate para que no te toque”

Nuestras luchadoras y valientes son las que nos inspiran y dan sentido a nuestro día a día. Desde Clínica Marest os invitamos a uniros a la lucha contra el cáncer de mama y darles todo el apoyo que necesiten a nuestras valientes que hacen frente a la enfermedad. Recordad, sois mucho más fuertes de lo que pensáis, nunca os rindáis porque tenéis todo nuestro apoyo, ¡juntas somos capaces de todo!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *